Click acá para ir directamente al contenido

Actualidad

Especial elecciones 2021: Centro y Sur: El Frente a frente de Boric y Kast

Sin dudas el Norte de Parisi, pero de acuerdo a los resultados electorales, se puede distinguir como la Región Metropolitana, Valparaíso y el Sur de Chile se enfrentan en cuanto a resultados.

  • Comparte
  • Disminuir tamaño de letra
  • Aumentar tamaño de letra
  • Belén Muñoz

  • Miércoles 15 de diciembre de 2021 | 13:29

Amanda tiene 18 años, le gusta el Kpop, usa el pelo hasta la cintura teñido de rosado, se maquilla con brillos en los ojos y dentro de sus opciones de carrera está Medicina Veterinaria. Acaba de graduarse de un colegio que describe como “hippie”  ubicado en Peñalolén – comuna donde reside- y por primera vez votó en una elección presidencial, para la que se informó principalmente a través de redes sociales.

Sus papás no se casaron y hoy vive con su mamá, sus dos hermanas menores y su padrastro. Su papá vive en Viña.

Al igual que todos sus compañeros y compañeras de curso que tuvieron derecho a voto y se estrenaron en las urnas este año, votó por Gabriel Boric porque “me interesó especialmente la protección que tiene a los animales en su programa, el cuidado al medio ambiente y postura frente al cambio climático”.

En 2019, Amanda después del 18 de octubre, participó en algunas de las marchas del estallido social en Plaza Dignidad como ella la llama, fue protagonista de un corta calles vestida de luto en honor a los manifestantes víctimas de trauma ocular y desde 2016 asiste activamente a los encuentros de mujeres del 8 de marzo. A los 13 años partió yendo con su mamá, a los 18 va con sus amigas.

Si la primera motivación de Amanda por votar por Boric fueron los animales y la lucha contra el cambió climático, hoy es otra la que las lidera. “Soy mujer, joven y  siempre he sentido que puedo decir lo que siento o lo que creo. Hoy no quiero perder mis derechos. Que gane Kast no es que me preocupe, me da miedo, me da miedo que eliminen el Ministerio de la Mujer, por ejemplo o el Instituto Nacional de Derechos Humanos”, relata.

Amanda acaba de dar la Prueba de Transición (PDT) para entrar a la universidad pero hoy eso está en segundo plano. “Me preocupan más los resultados electorales que los de la prueba”, afirma.

Centro: la fortaleza de Boric

Amanda vive en la región Metropolitana, bastión de Gabriel Boric donde obtuvo el 31,02%, en comparación al 25,07% de José Antonio Kast. El resto se dividió en 15,29% de Sebastián Sichel, 10,25% de Yasna Provoste, 8,92% de Marco Enríquez- Ominami, 7,67% de Franco Parisi y finalmente 1,78% de Eduardo Artés.

En la región Metropolitana, Boric ganó en 38 de 50 comunas, siendo sus más votadas Ñuñoa, Santiago, San Joaquín, Pedro Aguirre Cerda y San Miguel, entre el 37% y 39%. Kast en cambio, sólo ganó en 12 comunas, siendo las más votadas, Vitacura y Lo Barnechea, donde obtiene más del 50%, seguido de Las Condes, Colina y San Pedro.

La situación también ocurre en la región de Valparaíso, donde el candidato de AD obtuvo el 28,2%. En las comunas con más de 70 mil habitantes, lideró en Valparaíso con el 35,5%, seguido por Quilpué con 29%. Tal como lo muestra el gráfico desarrollado por DecideChile, plataforma electoral de Unholster.

Universitario y Feminista

Para la Decana de la Facultad de Humanidades de la Universidad de Santiago, Cristina Moyano, experta en historia política contemporánea de Chile y de la izquierda, “el Frente Amplio representa una generación de jóvenes universitarios y las universidades están en los centros urbanos de las principales regiones”.

A su juicio, es este grupo el núcleo de votación de Boric y una de las explicaciones de por qué el abanderado de Apruebo Dignidad haya triunfado en Valparaíso y la Región Metropolitana.

Por ejemplo, para la porteña y licenciada en Sociología de 27 años, también llamada Amanda

“hoy nos encontramos en un momento histórico y haría mucho la diferencia quién sea el presidente elegido”. Para ella, “la incorporación del Frente Amplio como actor político viene a romper un esquema bipartidista o de dos coaliciones -Concertación versus la derecha-, porque incorpora la configuración de una experiencia de politización juvenil en universidades privadas y públicas en la década de 2010, grupo que se sintió más convocado a participar en esta elección porque había un candidato que, generacionalmente, los representaba y porque tenemos dos regiones donde el crecimiento de los partidos del FA en coalición con el PC tuvieron muy buenos resultados electorales”.

Para Moyano, es poco probable que José Antonio Kast amenace a Boric en estas regiones de la zona centro. Aunque reconoce que los votos de Sichel y Parisi probablemente se transfieran al candidato del Partido Republicano en el balotaje, su opción en términos electorales podría estar tocando el techo del sector.

“Lo único que uno podría esperar de este llamado de distintos actores, que no habían llamado a votar por Boric en primera vuelta, es sentirse convocados a que ese universo electoral crezca. El de Kast es un poco estático… Esto se parece mucho a la elección polarizada que tuvimos en 1999, con Lagos y Lavín”, afirma.

 EveryBoric…yeah yeah..

 Otro aspecto importante en esta segunda vuelta, han sido los grupos autoconvocados, que más que puerta a puerta, han hecho memes y videos que provocan carcajadas. Así lo explica Armando Muñoz, Director de la Escuela de Publicidad de la Universidad de Santiago, para quien la jovialidad del candidato de AD calza muy bien con su fenómeno en redes sociales, a través de memes o reversión de canciones populares utilizando su apellido.

“La esencia del meme es el humor y, en este caso, viene a distender un ambiente tenso que hemos estado viviendo, producto de la polarización que se ha manifestado. El humor permite generar todas estas transgresiones y su gracia es que transforma a un público pasivo en activo, que participa creando mensajes porque la tecnología se los permite”, explica.

Muñoz destaca la utilización de temas de los Backstreet Boys (Everyboric), The Beatles (Help, I need someboric) o Queen (Someboric to love) , por la potencia y el impacto que genera en la memoria colectiva, al resignificar estos mensajes. Sin embargo, puntualiza que el importante rol de la música en la propaganda no es algo nuevo.

“Funciona muy bien, es muy entretenido y rememora, lo que es muy antiguo y hace que la gente más mayor sea atraída por eso, también”, sostiene. Además, advierte que su utilización desmedida puede provocar saturación en el público.

Y aunque apoyos como el de Charles Aránguiz usando la polera de Boric, fueron desmentidos por el propio jugador. En esta última elección sí se sumaron Jean Beasejour, artistas internacionales como Gael García, Leonor Varela, entre muchos otros.

El voto joven femenino también ha sido una fortaleza de Boric. De acuerdo a DecideChile, las mujeres menores de 30 años con la mayor fortaleza del candidato de Apruebo Dignidad.

 El sur y la ruralidad de Kast

María Graciela reside en Pucón. Es abogada, tiene 46 años, vive con su marido y sus dos hijos de 12 y 5 años. Es alta, usa el pelo corto y canoso. Es voluntaria de bomberos y trabaja en el municipio de su comuna. Estudió Derecho en una universidad privada en Temuco y toda su vida ha vivido en la Región de La Araucanía. Aunque en la elección presidencial pasada en 2017 votó por Sebastián Piñera, en esta primera vuelta fue directo a José Antonio Kast, al igual que toda su familia que nació y se hizo adulta en esa región.

La razón principal para votar por el candidato republicano para María Graciela fue porque “acá hay terrorismo, en Santiago hablan de delitos comunes, pero no es así. Aquí el terrorismo se acentuó cuando la gente creyó que sus derechos podían pasar por sobre los demás. Los indígenas y feministas, son minorías que con apoyo de la clase política comenzaron a avanzar”.

Para María Graciela, ese sentimiento es transversal a la región por clases sociales: alta, media y baja están preocupados por lo mismo. “ Puede que haya mapuches azuzados por grupos extranjeros, pero el daño está acá, en La Araucanía. Tengo clientes indígenas que me dicen que sólo quieren trabajar, en comparación a los otros que quieren todo en bandeja. Ya que algunos quieran ser un Estado es discriminación, porque no corresponde, no somos un Estado Federal”.

Si para Amanda los derechos de las mujeres no se transan, para María Graciela es distinto, “ a mí me gustaba lo que Kast proponía en principio. No creo en un ministerio de la mujer, porque es discriminación en desmedro de los hombres, por ejemplo en la violencia familiar, las mujeres tienen procedimientos que la protegen, los hombres ninguno. Yo tendría un ministerio de equidad de género”.

Más allá de lo ideológico la principal razón para no votar por el candidato de Apruebo Dignidad para María Graciela es que “no creo en Boric, no creo que pueda solucionar nuestros problemas”.

 María Graciela representa a una de las 165.988  personas que de acuerdo al Servel votaron por el candidato republicano en la Región de la Araucanía donde obtuvo el 42% de votación, lejos su mejor resultado nacional, obteniendo peaks sobre 50% en las comunas rurales: Collipulli, Curacautín, Ercilla, Los Sauces, Purén,  Victoria y Lumaco.

 Cómo dejar de amarte

Y si de Lumaco se trata, no existe nada más famosos que sus charros. El Director del Magíster en Ciencias Sociales del Instituto de Estudios Avanzados (IDEA) de la Universidad de Santiago, sociólogo y doctor en ciencia política, Raúl Elgueta, considera que un aspecto interesante de la campaña de José Antonio Kast, que podría explicar su éxito en el sur, se relacionaría con la polémica utilización de la canción “Cómo dejar de amarte”, de Los Charros de Lumaco, como jingle de campaña.

“Hay una buena campaña de cara a lo rural, una activación de ese clivaje por parte de la campaña de Kast. Aparece la ranchera, que es propio de las radios campesinas del ámbito rural”, afirma el académico.

No obstante, reconoce que, también, existen características propias de la personalidad del aspirante del Partido Republicano a La Moneda y de su puesta en escena ante la opinión pública que podrían haber aportado en sus buenos resultados en el sur.

“Independientemente de lo que dice, parece un sacerdote o un pastor, hablando con la tranquila paz de la verdad. Entonces, es muy convincente. Uno puede decir las atrocidades más grandes de una manera tranquila”, afirma el analista político.

“Da la impresión de una imagen más presente en el imaginario rural, de un padre de familia que conduce con esfuerzo, con calma, porque estos devaneos e inseguridades necesitan un capitán que tome el timón con recto pulso hacia el objetivo de lograr una cierta paz social”, explica.

Finalmente, Elgueta señala que los lineamientos políticos tradicionales, de centroderecha o centroizquierda, se han ido debilitando progresivamente desde hace unos quince años en las zonas extremas del norte grande y sur del país, provocando un desacoplamiento que se ha ido acentuando desde entonces respecto a las tendencias que se manifiestan más hacia el centro. “La geografía, los elementos territoriales y las variedades, la diversidad territorial, comienzan a cobrar importancia para comprender la política nacional”, sostiene.

Según las cifras de DecideChile, el sur y las zonas rurales son su bastión:  fue primera mayoría entre la región de O`Higgins y Aysén, perdiendo sólo en la Magallanes de Boric. Junto con Araucanía, sus mayores triunfos fueron en Ñuble (36%), Los Ríos (33%) y Los Lagos (32%). En estas regiones también obtiene mayor votación en las comunas rurales, salvo en Los Lagos donde Osorno y Puerto Montt igualan el promedio, y se disparan Puerto Varas, Los Muermos y Futaleufú. A diferencia de la región, en la mayoría de las comunas de la Isla Grande de Chiloé, Boric supera al candidato del Pacto Social Cristiano.

En el sur del país, Kast obtiene la mayor cantidad de sufragios en todos los tramos etarios, salvo en los menores de 30 años, convirtiendo en tendencia que a más edad, mayor votación ( Gráfico 3).

 

Orden y Patria

El Director del Departamento de Gestión y Políticas Públicas de la Facultad de Administración y Economía de la Universidad de Santiago, Mario Radrigán, considera que la situación económica no fue el principal factor que explica la votación de José Antonio Kast en el sur, sino un discurso más concreto, a través de una campaña “de blanco y negro”.

“La gente quiere vivir en un ambiente que dé certezas y eso es algo que en estos últimos cuatro años se ha ido perdiendo”, considera el antropólogo social. “La percepción sobre Kast es que es un político tradicional, de extrema derecha, cuyo discurso da certezas a un grupo de la población, de que hay que tener mano dura, ser patriota y que el país no puede seguir en este ritmo de trastornos permanentes. Ese electorado está bien representado en ese 27%”, considera, demostrando el sentimiento de María Graciela.

Para él, “los derechos sociales, económicos o el cambio del modelo son, para una parte de la población, discursos bien en el vacío o bastante distantes de lo que es la vida cotidiana de las personas”, sostiene. “Curiosamente, el discurso y los planteamientos programáticos de Kast, algunos bastante regresivos desde el punto de vista del fortalecimiento y profundización de la democracia, calan en las personas”, agrega.

Chile está a días de vivir la  segunda vuelta de la elección presidencial más reñida desde el regreso a la democracia, donde las encuestas dadas a conocer de manera “ilegal”, muestran una diferencia dentro del porcentaje de error entre ambos candidatos. Habrá que ver como el efecto debate de Anatel, el apoyo de la Presidenta Michelle Bachelet y las sorpresas que puedan venir en la semana, cómo afectarán al votante, sin importar de cuál de los Tres Chiles provenga. 

Por equipo de Reportajes Diario Usach

 

Leer también