Click acá para ir directamente al contenido

Actualidad

Pablo Zamora, cofundador de NotCo: “Voy a asumir un rol designado por el Presidente”

El doctor en biotecnología de la Universidad de Santiago aseguró sentirse motivado a “cambiar las prácticas que, consideramos, debiesen ser modificadas, ya sea por postergaciones e injusticias sociales”.

  • Comparte
  • Disminuir tamaño de letra
  • Aumentar tamaño de letra
  • Belén Muñoz

  • Jueves 17 de marzo de 2022 | 17:21

En pocos días más, Pablo Zamora asumirá un rol en el nuevo Gobierno del Presidente Gabriel Boric. Así lo aseguró el doctor en biotecnología de la Universidad de Santiago a Diario Usach este jueves.

El cofundador de NotCo, empresa que produce alternativas de origen vegetal a productos alimenticios de origen animal, es integrante del directorio del Centro para Desarrollo de la Nanociencia y la Nanotecnología (Cedenna) y especialista en una serie de áreas, como la inteligencia artificial y la genómica, entre otros.

En esta entrevista se refiere a temas que van desde el retorno a la presencialidad en las universidades hasta su nuevo proyecto de cueros y textiles fabricados en base a hongos: Spora Biotech.

¿Cómo ves el retorno a la presencialidad universitaria? ¿Crees que puede beneficiar la investigación y el funcionamiento de los laboratorios?

Lo veo como una muy buena noticia, no solamente para los estudiantes que, finalmente, van a poder realizar una vida universitaria como corresponde, con interacciones, pensamiento crítico y utilización de los espacios, sino, también, para la investigación y la propia docencia. Creo que las relaciones humanas se construyen; que ahora se faculte a los estudiantes para ocupar estos mismos territorios le hará bien a todo el ecosistema. Creo que la investigación va a ser mejor, la docencia va a ser mejor y las relaciones humanas van a ser mejores. Con los cambios que está teniendo Chile hoy, necesitamos generar interacciones y la universidad, al ser un campus único, facilita y permite la construcción de esas acciones, que son colectivas.

Como cofundador de NotCo, ¿cómo consideras que está funcionando la compañía?

Bien. Creo que ha tomado el rumbo que nosotros diseñamos desde el inicio, de una manera muy acelerada. La compañía está en los mercados más exigentes del mundo, tiene una participación muy activa en diferentes segmentos del reemplazo de los animales en la alimentación y creo que ha dado los frutos del esfuerzo original que estos tres fundadores diseñamos, para poder replantear la forma en que estos se generan.

Bajo mi perspectiva, el cómo nosotros intentamos desafiar la industria del establishment, de la proteína animal. Entonces, creo que, ahora, no solamente ha sido interesante desde el punto de vista de lograr estar en muchos mercados, con muchos productos, sino que, al mismo tiempo, haber desafiado de tal manera a la industria que la industria se asocia con nosotros para poder desarrollar alianzas internacionales, lo que ocurrió con Kraft Heinz y Burger King. De algún modo, hemos logrado cambiar el sistema a nivel planetario gracias al uso de la inteligencia humana y artificial que pusimos a disposición de la compañía.

Hay un nuevo Gobierno. ¿Cómo proyectas el futuro de la investigación, el emprendimiento y la innovación?

Estoy profundamente comprometido con el Presidente, tanto así que trabajé por su campaña y lideré toda el área de la innovación en el programa de Gobierno junto con académicos, investigadores, intelectuales. Nos pusimos como tarea definir aspectos fundamentales respecto a cómo la investigación, el emprendimiento y la ciencia pueden desarrollar una nueva economía, más sofisticada, con mayor valor agregado y que venga desde el conocimiento y los territorios.

¿De qué manera piensas que puedes aportar al nuevo Gobierno de Boric?

En pocos días más, voy a asumir un rol designado por el Presidente. Hemos tenido diferentes conversaciones. Estoy muy motivado. Tuvimos conversaciones con el ministro de Economía y todo su equipo, y una de las ideas mías, de volver a Chile, era lograr ocupar este espacio de incidencia para poder cambiar las prácticas que, consideramos, debiesen ser modificadas, ya sea por postergaciones e injusticias sociales.

La Usach me formó mucho políticamente en eso. Hicimos un ejercicio intelectual antes con un amigo muy cercano, un artista, Matías, que viene desde Argentina, con quien hemos participado en la generación de una alcaldía ciudadana para Melipilla, lugar donde yo yazgo y resido, y hoy estoy como asesor de innovación de la municipalidad, aparte de tener compañías, estar en directorios y hacer todo lo que hago, porque creo que es importante estar anclado al territorio y generar cambios sustantivos. Creo muy importante que las políticas públicas estén acompañadas de evidencia y espíritu crítico. El mundo de la ciencia creo que puede aportar eso tanto en Melipilla como a nivel país, con los roles que el Presidente Gabriel Boric me ha pedido y que con mucho honor, orgullo y entusiasmo voy a asumir.

Tienes un nuevo emprendimiento…

Es una de las varias compañías en las que estoy involucrado en un rol muy importante, como Director, pero existen dos cofounders muy inteligentes, Hernán Rebolledo y José Miguel Figueroa. Se llama Spora Biotech. Es uno de los temas importantes para mí, particularmente: la sustentabilidad. Estoy metido en muchos proyectos que tienen que ver con eso y con el uso de la tecnología, para poder desarrollar sustentabilidad. Uno de los mejores ejemplos es lo que se encuentra realizando Leo Prieto en el sur, con Lemu, tratando de cuantificar biodiversidad y corregir sistemas biológicos basados en data y metadata.

Nos podrías contar más en profundidad sobre Spora...

Lo que está haciendo Spora es tratar de utilizar el conocimiento, la biotecnología y la nanotecnología para hacer textil, generando el reemplazo del cuero, una de las industrias más dañinas a nivel medioambiental, no solamente por la explotación del animal, que nosotros tenemos un problema ético con eso, sino, también, la explotación humana.

NotCo, como compañía, intentaba sacar al animal de la ecuación, desde el punto de vista del consumo del alimento, y lo que está haciendo Spora, que va a ser una compañía, me imagino, igual de importante en esa misma esfera, trata de replantearse el desarrollo de lo textil a partir del uso del animal en forma intensiva.

¿Y cómo lo hicieron?

Lo que se está haciendo son cueros, textiles, con propiedades mecánicas iguales o mejores que el cuero, una apariencia igual que el cuero animal, pero sin necesidad de utilizar el cuero, sino que utilizando hongos. Para eso, hemos logrado desarrollar un modelo muy interesante, en el cual trabajamos con comunidades indígenas, con el conocimiento tradicional de las comunidades; colaboramos con ellas y logramos descubrir especies nuevas que tienen propiedades mecánicas que nos permiten reemplazar estos textiles en la industria a nivel global.

¿Cuál es el propósito?

Es eliminar el uso de los cueros mal llamados veganos, que son derivados del petróleo, y todos los cueros sintéticos, y los derivados de animales, tanto de granja como silvestres. Acá hay elefantes, cocodrilos, elefantes y avestruces que están siendo explotadas y sacrificadas para los fines de la industria de la moda y eso es algo que tenemos que erradicar. La ciencia y la tecnología son habilitantes para poder habilitar esos cambios. El espacio de militancia no es político, sino desde la ciencia, la tecnología y la innovación. Ese era el motor que puede generar estos cambios culturales en las personas, para dejar de utilizar algo que nosotros consideramos nefasto, y que los datos así lo dicen, por algo más sustentable y coherente con los tiempos modernos.

Leer también